La planta de cannabis se ha utilizado para fines medicinales desde la antigüedad, pero ¿qué hay del Aceite de Cannabis?

Los Cannabinoides son los principios activos presentes en el Cannabis,  los cuales tienen distintas funciones, algunas ya descubiertas por la Ciencia.

Estos cannabinoides poseen propiedades benéficas que permiten que algunas dolencias y patologías puedan ser tratadas con cannabis, tales como cáncer, epilepsia, glaucoma, esclerosis múltiple, fibromialgia, o dolor crónico.

Es importante aclarar que la planta Cannabis Sativa posee dos variedades diferentes: el cáñamo y la marihuana.

Esta última tiene altos niveles de tetrahidrocannabinol THC, (principal componente psicoactivo de la planta) concentrados principalmente en las flores y en los tricomas.

El cáñamo industrial se cultiva por su fibra y tiene niveles casi indetectables de THC, pero presenta niveles relativamente altos de canabidiol (CBD).

Los aceites de CBD son una forma muy eficaz de administrar pequeñas dosis de cannabidiol.

Estos aceites se refinan con aceites vegetales, como el aceite de oliva virgen extra o el aceite de cáñamo, más una base de pasta pura de CBD previamente extraída de la planta.

Te puede interesar: El cannabis medicinal contra las crisis epilépticas

 

También se pueden consumir con ayuda de vaporizador, añadido a alimentos o como ingrediente cosmético en cremas y pomadas.

Muchas personas utilizan el CBD para aliviar el dolor crónico en enfermedades como la artrosis, la artritis reumatoide, el cáncer, la esclerosis múltiple o las neuralgias, como la ciática.

 

Aceite de Cannabis una alternativa menos tóxica

Hasta hace poco el CBD era una sustancia vetada a los deportistas.

Pero la Agencia Mundial Antidoping decidió eliminarlo de la lista de sustancias prohibidas.

Desde entonces, muchos deportistas han encontrado en el CBD, una alternativa natural, eficaz y menos tóxica a los fármacos analgésicos.

Las propiedades analgésicas van acompañadas de un efecto antiinflamatorio que son propicios en multitud de trastornos, como la fibrosis renal, el síndrome metabólico, el sobrepeso, la obesidad y la diabetes.

Los últimos estudios sobre el CBD afirman que el producto ingerido no se absorbe adecuadamente, por eso no suelen comercializarse pastillas ni cápsulas de cannabidiol.

 

Formas de presentación y aplicación del aceite de CBD

Aceite sublingual
Se aplica bajo la lengua con un gotero. También existen productos que se pueden añadir a las comidas. Otra forma de presentación es el spray.

Vaporizadores
De esta manera el aceite llega al torrente sanguíneo de forma directa y sin perder propiedades.

Cremas con CBD
Además de combatir el dolor, ayudan en problemas dermatológicos. También se pueden conseguir en barras labiales.

 

Te puede interesar: ¿Están relacionados el cannabis y la ansiedad?

Atamayca Jiménez