Conseguir trabajo no es nada fácil, sobretodo en un escenario donde cada vez más empresas reducen el número de sus empleados. Los gerentes de recurso humano utilizan las entrevistas para evaluar si te ajustas a las necesidades del trabajo, tu creatividad, capacidad para trabajar bajo presión, inteligencia emocional y actitud.

Si estas a punto de presentarte para una entrevista de trabajo asegúrate de nunca decir cosas como estas.

 

  • “Mi jefe era un incompetente”

Los expertos laborales coinciden plenamente en este punto. “Si estás dispuesto a faltar el respeto a tu exempleador, nada asegura que no harás lo mismo con el nuevo”, le dice a BBC Mundo Luis Rivas, director de Dotación de Personal de The Execu|Search Group.

  • “Odio mi trabajo actual”

Los expertos recomiendan dejar de lado las expresiones con fuerte carga negativa y utilizar expresiones del tipo “estoy buscando nuevos desafíos”.

  • “No tengo debilidades”

No solo suena arrogante, sino que además sugiere que como el entrevistado no es capaz de hacerse ninguna autocrítica, probablemente no recibirá de buena manera las recomendaciones de los demás.

Lee aquí: ¿Por qué no deberías tocar estos temas en tu trabajo?

 

  • “¿Cuántos días libres tiene este empleo?”

Si se trata de la primera entrevista laboral, donde aún no te han ofrecido el cargo y ni siquiera te han hablado de un posible salario, no necesitas entrar en el detallede los beneficios.

  • “¿A qué se dedica tu empresa?”

“Lo más probable es que tú debas responder preguntas sobre la organización”, le dice a BBC Mundo Alison Doyle, experta laboral en The Balance.

Te puede interesar: ¿Ambiente de trabajo tóxico? Así es cómo puedes liberarte

  • “¿Cuál es el salario?”

“No quieres preguntar el salario demasiado pronto, porque quizás ni siquiera te han considerado aún para el rol”, dice Doyle. Lo recomendable es esperar a que el entrevistador lo mencione.

  • “Realmente quiero este trabajo”

No es bueno parecer en una posición desesperada. Una cosa es decir que estás muy interesado en el empleo y que crees que tienes las habilidades para hacerlo.

Otra distinta es decir que este empleo es tu única opción, que no sabes qué harás si no lo consigues, o que por favor te lo den porque lo agradecerás eternamente.

  • “Prefiero no hablar de eso”

A menos de que sea algo inapropiado, ilegal o que te haga sentir tremendamente incómodo, debes responder a todas las preguntas. Kerr señaló que una entrevista de trabajo no es el lugar indicado para hacerse el interesante. El no responder a alguna pregunta puede dar la impresión de que ocultas algo o que no estás preparado.

También puedes leer: ¿Cuáles son los países con jornadas laborales más extensas?

Isabel Cisneros